Seleccionar página

Conquistar con un plato no es fácil, pero hay un truco para todo, incluso para elaborar recetas gourmet. Aliarte con Bíbelo Martín Berasategui puede ser la clave. Este revolucionario producto ve la luz gracias a la unión del chef donostiarra Martín Berasategui y El Jardín de Almayate, uno de los grupos empresariales agrícolas más importantes del país.

Al acto de presentación de Bíbelo, celebrado en la sede del Museo ABC de Madrid, ha contado con la presencia del Secretario General de Agricultura y Alimentación Carlos Cabanas Godino, Rafael Muñoz Toledo y José María Criado, Presidente y Director General de El Jardín de Almayate. Asimismo, han acudido diversas personalidades del mundo gastronómico, que han tenido el gusto de ser testigos de las cualidades excepcionales de este aceite de oliva virgen extra, capaz de conquistar a todos los públicos, no solo por su sabor, sino por su envase: un exclusivo biberón gastronómico.

Todo empezó en 2014, Berasategui y El Jardín de Almayate tuvieron un flechazo en la feria San Sebastián Gastronomika. Tras acercarse el chef al stand y degustar el género de Almayate, ambos forjaron una relación para toda la vida, ya que el chef quedó encantado tras catar ese aceite.  “Lo cierto es que recuerdo ese momento porque degusté el aceite y me resultó extraordinario. Mi equipo y yo nos esforzamos cada día por trabajar con productos de gran calidad y para ello siempre enfocamos nuestro objetivo, en primer lugar, en nuestra tierra. En España hay productos únicos y el Aceite de Oliva Virgen Extra es uno de ellos”, afirma Martín Berasategui.

Extraído de la variedad de aceituna arbequina, es el resultado de la recolección de la aceituna en su momento óptimo de maduración, implementando en el proceso las técnicas más vanguardistas y comprometidas con el medio ambiente. “Hemos tenido la suerte de que Martín conozca nuestras explotaciones en primera persona y ha descubierto de primera mano los sabores y las texturas de diferentes productos directamente en el campo y en sus momentos óptimos de maduración. Él luego, con su infinito conocimiento gastronómico y enorme creatividad, ha sabido crear platos únicos e irrepetibles”, afirma José María Criado, Director General de El Jardín de Almayate.

El biberón gastronómico Bíbelo se presenta de forma individual. Su manejabilidad se fundamenta en su formato cilíndrico, sus dimensiones (22cm. de alto por 7cm. de diámetro), su volumen (500 ml.), peso (550gr.) y dispensador, que permite fácilmente regular la cantidad de aceite que se desee utilizar en cada momento. Además, sus detalles estéticos, que desgranan una identificable chaqueta de chef y un cierre que simula un gorro de cocinero, le aportan el aire fresco y moderno que caracteriza el producto. “Para nosotros era importante presentar un producto de altísima calidad pero, a la vez, hacerlo atractivo y cercano al consumidor. Nos hemos esforzado al máximo y tomó mucho trabajo llegar al diseño final, puesto que nuestra prioridad era salvaguardar todas las cualidades del AOVE, y el resultado ha sido un formato único en el mercado, diferenciable y asequible ¿Qué más se puede pedir?”, afirma Lara Muñoz Rey, Directora de Marketing de El Jardín de Almayate.

La intensidad alta de frutado con combinación equilibrada de matices verdes y maduros del AOVE Bíbelo es signo de la precisa elección del momento óptimo de maduración. Las notas de frutas maduras y verdes, que recuerdan a hierba recién cortada y a tomate, imprimen de complejidad a este ‘Oro líquido’. En boca, tanto amargo como picante se perciben de forma agradable y armonizan con el atributo de almendra, volviendo a aparecer la frescura de los matices verdes ya percibidos en nariz. Para Martín Berasategui, “sus cualidades excepcionales lo convierten en un zumo capaz de contribuir de manera única a todos los platos y de revitalizar alma y cuerpo gracias a su sabor dulce y su aroma afrutado”.

El Aceite de Oliva Virgen Extra Bíbelo Martín Berasategui, en su distinguido biberón gatronómico, es un zumo de oliva con cualidades excepcionales que enriquecerán notablemente cada plato que prepares. Pruébalo y disfrútalo para regocijo del alma y mimo del paladar, su sabor dulce y su aroma afrutado harán las delicias de tus comensales, harán de tus comidas un gusto y un placer inolvidable.