Seleccionar página

Hoy queremos que los pequeños de la casa disfruten con unas divertidas recetas con aceite de oliva. Porque ellos se merecen lo mejor y qué mejor manera de hacerlo que con un buen menú especialmente dirigido a ellos. Así que pongámonos manos a la obra y disfrutemos.

Un ingrediente esencial en su crecimiento

La alimentación es una parte muy importante del crecimiento de un niño, ya que influye en su salud y su crecimiento de una manera muy importante. Por ello, cuando pensamos en una dieta equilibrada ideal para ellos, debemos pensar en esa conocida pirámide de los alimentos. Frutas y verduras, cereales, carne, pescado y aceite son los alimentos esenciales para un menú sano. Aléjalo de las grasas mala e incentiva las vitaminas y nutrientes que necesita para afrontar un día.

Por supuesto, el aceite de oliva es uno de esos ingredientes esenciales en su alimentación. Lo ideal son unas dos o tres cucharadas diarias de aceite, que le aportarán vitamina E. Además, la grasa del aceite de oliva es buena. Uno de los principales problemas, además de darles los nutrientes necesarios, es evitar el sobrepeso, para lo que el aceite de oliva es perfecto, ya que sus propiedades ayudarán a equilibrar su organismo.

Entre sus múltiples beneficios, el aceite de oliva es genial para proteger a los niños de algunas alergias y del asma. Además, ayudará a mejorar la digestión, ayudará a la absorción del calcio y el grado de apetencia de los nuevos alimentos, lo que les ayudará a aceptar mejor esos platos difíciles de introducir en el menú.

Unas recetas muy divertidas

La mejor idea para introducir el aceite de oliva en la dieta de nuestros hijos es a través de recetas sabrosas y saludables. Hoy te traemos varias ideas para que tus hijos disfruten comiendo sano.

  • Galletas de aceite de oliva: Una alternativa saludable a las clásicas galletas de mantequilla, ideales para desayunar y merendar. Una receta que podéis consultar en Cocinando entre Olivos. Su ligero toque a limón y canela les encantará. Aléjate de galletas industriales y fomenta un aperitivo sano a la vez que delicioso.
  • Pizza Margarita: ¡Qué mejor idea para comer saludable que implicarlos en el proceso! La pizza es uno de esos platos que conquista los corazones de grandes y pequeños. La clásica pizza Margarita será tu opción perfecta para implicar a los niños en la cocina. Sigue los pasos de Recetas de Rechupete y apuesta por una cena divertida.
  • Naranjas con aceite de oliva: Un postre perfecto que le aporta el dulzor de la fruta y las vitaminas esenciales de naranjas y aceite de oliva. Karlos Arguiñano propone esta idea que conseguirá ser el punto dulce que remate una comida.
  • Salmorejo: El tomate es un ingrediente esencial para la alimentación de los niños. Esta crema fría es ideal para los pequeños de la casa, que conseguirá apasionarlos. Ligera y suave, adaptada a su paladar, esta receta de Peque Recetas es la idea perfecta para ellos.
  • Flan de aceite de oliva: otra propuesta dulce y deliciosa. Este flan conseguirá ser su nuevo postre preferido. Dale una vuelta a la receta de siempre con esta idea de Directo al Paladar y asómbralos con este flan. Su textura suave les encantará.

Con estas recetas conseguirás ir introduciendo poco a poco el aceite de oliva en la alimentación de los niños y tendrás soluciones para esos días que no sabes qué cocinar. Fáciles, sencillas y deliciosas.